CUESTIÓN DE PRIORIDADES

Escrito por lasuertesonriealosaudaces 07-07-2009 en General. Comentarios (7)

 

http://lasuertesonriealosaudaces.blogspot.es/img/cristiano.jpg 

 

Ayer en el campo Santiago Bernabeu se reunieron 80000 personas, y dicen que unas 5000 se quedaron fuera. Es más, desde primeras horas de la tarde unos cuantos miles de personas ya estaban merodeando el Bernabeu, ansiosos de ver lo que allí estaba a punto de pasar, y cogiendo sitio para estar bien colocado para tan magno evento.

No era la final de la Champions, la final de la copa del Rey o algún partido en el que el Real Madrid se jugase la liga. Nada de eso, era a una persona a quien esas personas buscaban, a un ídolo.

Pero no era el Dalai Lama ni ningún líder religioso del mundo quien iba a hablar allí sobre la paz, la fraternidad entre los hombres y la salvación. Tampoco era ningún político carismático, moderno e idealista quien iba a explicarle a las masas su proyecto de regeneración del país, de igualdad social, de modernización. Tampoco era ninguna superestrella del Pop a la que quinceañeras (y quinceañeros) ávidos de modelos sociales a los que seguir y en los que reflejarse querían fotografiar y tocar.

No, nada de eso, quien actuaba allí era Cristiano Ronaldo, el hombre que gana en un año lo que 700 trabajadores juntos, el hombre que ha costado lo que cuestan casi un centenar de obras del Plan E. El hombre omnipresente en los medios de comunicación por encima de los científicos, políticos e intelectuales más prestigiosos del mundo.

Y la verdad es que, el señor Ronaldo no hizo nada, cuatro juegos de luces cutres, dos minutitos con el balón, un video y el “Hala Madrid” de rigor. Y todos para casa, tan felices, como quien ha visto una revelación, después de perder toda la tarde. El señor Ronaldo ya tuvo su baño de masas para saciar su megalomanía, o mejor dicho, la megalomanía del señor Florentino Pérez, verdadero dios en carne presente del evento.

 

Las portadas de hoy de la prensa nacional recogen en primera página las hazañas de Cristiano Ronaldo, que es la noticia principal del día. Poco importa que al señor Camps le falte el canto de un duro para sentarse delante de un banquillo como acusado, poco importa la matanza de más de 200 personas en la china capitalista, antes comunista, y siempre dictadura. Ni la situación de excepcionalidad de Honduras, donde el “Establishment” golpista intenta evitar por todos los medios el retorno del presidente legítimo, entre toques de queda, represión, censura y tráfico aéreo cortado.

 

Muchas veces divago sobre la realidad política del país y hasta que punto la prensa es culpable de estos extraños comportamientos políticos de la población o al revés, si realmente la prensa es un reflejo de la realidad del país. Como siempre, la verdad estará situada en algún punto intermedio entre estos dos posicionamientos absolutos, aunque pocas veces estará equidistante.

En este caso concreto creo que la prensa refleja la realidad del país, sin entrar a analizar si en algún momento de nuestro pasado estos “fanatismos” por el fútbol han sido potenciados, como opio para un pueblo que no tenía que pensar en cosas más profundas. Y me voy a basar en un caso.

 

Sábado 12 de Junio. Unas 1000 personas se reúnen, después de una convocatoria en Facebook, enfrente del Palau de la generalitat en Valencia para pedir la dimisión del imputado President Camps.

Lunes 15 de Junio. Unas 40000 personas se dan cita en las calles de Sevilla para pedir la venta de acciones del Betis de su propietario, Manuel Ruiz de Lopera.

 

Esta es la realidad y las verdaderas preocupaciones del país. Y luego nos parece raro que los políticos incumplan sus programas electorales y sean corruptos…